Publique en esta revista
Información de la revista
Vol. 11. Núm. 1.
Páginas 57-58 (Enero - Febrero 2015)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Vol. 11. Núm. 1.
Páginas 57-58 (Enero - Febrero 2015)
Carta al Editor
DOI: 10.1016/j.reuma.2014.05.006
Acceso a texto completo
¿Cuál es la evolución de las artritis indiferenciadas?
What is the outcome of undifferentiated arthritis?
Visitas
...
Samantha Rodríguez-Muguruza
Autor para correspondencia
, Melania Martínez-Morillo, Anne Riveros-Frutos, Xavier Tena
Servicio de Reumatología, Hospital Universitario Germans Trias i Pujol, Badalona, Barcelona, España
Información del artículo
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Tablas (1)
Tabla 1.
Texto completo
Sr. Editor:

El uso de un sistema de codificación en reumatología permite mejorar el rendimiento y la calidad de la atención al paciente1. En el servicio de reumatología de nuestro hospital, con un área de referencia de 850.000 habitantes, se lleva a cabo una tarea de codificación desde 1984. Varios reumatólogos recogen prospectivamente, a los 6 meses de la primera visita, la filiación y el diagnóstico de los pacientes atendidos en la consulta externa, los ingresados en camas propias y los ingresados en otros servicios de los que se solicita interconsulta. Se utiliza la nomenclatura del Colegio Estadounidense de Reumatología (ACR, por sus siglas en inglés) de 19832 convenientemente modificada para incluir un apartado de artritis no diagnosticadas en el que se incluyen las mono, oligo y poliartritis sin una causa identificada1. Entre 2006 y 2011 se realizaron 13.767 primeras consultas y se clasificaron 154 pacientes con artritis no diagnosticadas (1,12%). Se revisaron de manera retrospectiva las historias clínicas de dichos pacientes y se recogió la localización de la artritis, el seguimiento y el diagnóstico final al que se había llegado en diciembre de 2013, trascurrido un mínimo de 2 años y medio desde la primera visita (intervalo de 2,5 a 5 años). La distribución de la artritis fue: 36 (23,3%) monoarticular, 71 (46,1%) oligoarticular y 47 (30,5%) poliarticular. Las formas monoarticulares afectaron a las siguientes articulaciones: en 21 casos (58,3%) rodilla; 4 (11,1%) metatarsofalángica; 3 (8,3%) interfalángica proximal; 2 (5,5%) tibioperoneoastragalina; 2 (5,5%) carpo; 2 (5,5%) metacarpofalángica; 1 (2,7%) tarso, y 1 (2,7%) codo. La evolución de las artritis se resume en la tabla 1.

  Artritis indiferenciadas n=154
  Monoarticular 36 (23,3%)  Oligoarticular 71 (46,1%)  Poliarticular 47 (30,5%) 
Evolución
Indiferenciadas
67 (43,5%) 
9
5 siguen controles
4 no siguen controles 
27
16 siguen controles,
11 no siguen controles 
31
11 siguen controles
20 no siguen controles 
Autolimitadas
30 (19,5%) 
16 
Diagnóstico establecido
57 (65%) 
11
3 espondiloartritis
2 microcristalina
2 artritis idiopática juvenil
4 otrasa 
37
8 espondiloartrititis
7 artritis reumatoide
6 microcristalina
3 reumatismo palindrómico
2 sarcoidosis
Una enfermedad de Still
Un lupus
9 otrasb 
9
2 artritis reumatoide
2 microcristalina
Un lupus
Un reumatismo palindrómico
Una artritis psoriásica
2 otrasc 
a

Lipoma arborescente, sinovitis granulomatosa indiferenciada y causas mecánicas.

b

Paraneoplásicas, TBC, distrofia simpática refleja, síndrome de SAPHO, vasculitis y artrosis

c

Polimialgia reumática y artrosis.

Cabe mencionar que de los 36 pacientes con monoartritis, 4 evolucionaron a oligo o poliartritis seronegativa y 3 de los pacientes con oligoartritis indiferenciada evolucionaron a una forma poliarticular, también indiferenciada.

Se puede concluir que una artritis indiferenciada puede evolucionar a una enfermedad inflamatoria clasificable, autolimitarse o persistir indiferenciada, por lo que supone un reto para el reumatólogo3–5. El porcentaje de resolución espontánea en nuestra serie de casos es de 44,4, 9,8 y 14,9% para las mono, oligo y poliartritis, respectivamente. Las primeras son más declives a resolverse espontáneamente, mientras que las formas de inicio oligoarticular y poliarticular tienden más a la cronicidad. En la presente serie se llegó a un diagnóstico establecido en 57 pacientes (65%), en una media de 8 meses; en su mayoría tuvieron un origen oligoarticular (65%). Se diagnosticaron 11 pacientes (19%) con espondiloartritis, cuyo inicio se caracterizó por ser mono u oligoarticular; por el contrario, los 9 pacientes (16%) con diagnóstico posterior de artritis reumatoide (AR) tuvieron un inicio oligo o poliarticular. Además, 10 pacientes (17,5%), se diagnosticaron de artritis por microcristales, con un inicio mono, oligo o poliarticular.

La mayoría de las poliartritis no diagnosticadas en los primeros 6 meses continuaron sin causa filiada tras el seguimiento. Es interesante destacar que el porcentaje de pacientes que continúan en seguimiento es mayor en las artritis clasificables que en las indiferenciadas (66,6 frente al 32,9%).

Con base en lo descrito, podemos concluir que, debido a los cambios durante la evolución de las enfermedades inflamatorias articulares, los sistemas de codificación en reumatología deben ser dinámicos1. En general, los criterios de clasificación del ACR para las distintas enfermedades reumáticas tienen poco valor discriminatorio en las fases iniciales de evolución de la enfermedad, por lo que es necesario modificarlos para que así nos permitan diferenciar estas formas de artritis temprana3,6. Dichos criterios deberían poder clasificar las artritis que permanecerán como indiferenciadas, en las que se ha demostrado que el tratamiento precoz es primordial, aunque no cumplan criterios de una enfermedad establecida7,8. En la práctica, los nuevos criterios de AR y espondiloartritis ya han sido elaborados bajo esta óptica9,10.

Bibliografía
[1]
M. Guma, A. Olive, S. Holgado, E. Casado, A. Lafont, X. Tena.
Un sistema de codificación en reumatología. Experiencia de 15 años.
Rev Esp Reumatol, 27 (2000), pp. 88-92
[2]
J.L. Decker.
American Rheumatism Association nomenclature and classification of arthritis and rheumatism.
Arthritis Rheum, 26 (1983), pp. 1029-1032
[3]
F. Narváez García.
Treating undifferentiated arthritis. What, when, how and how long?.
Reumatol Clin, 5 (2009), pp. S31-S39
[4]
K.N. Verpoort, H. van Dongen, C.F. Allaart, R.E. Toes, F.C. Breedveld, T.W. Huizinga.
Undifferentiated arthritis--disease course assessed in several inception cohorts.
Clin Exp Rheumatol, 5 (2004), pp. S12-S17
[5]
P.D. Sampaio-Barros, A.B. Bortoluzzo, R.A. Conde, L.T. Costallat, A.M. Samara, M.B. Bértolo.
Undifferentiated spondyloarthritis: A longterm followup.
J Rheumatol, 37 (2010), pp. 1195-1199
[6]
F. Banal, M. Dougados, C. Combescure, L. Gossec.
Sensitivity and specificity of the American College of Rheumatology 1987 criteria for the diagnosis of rheumatoid arthritis according to disease duration: a systematic literature review and meta-analysis.
Ann Rheum Dis, 68 (2009), pp. 1184-1191
[7]
N.J. Wiles, M. Lunt, E.M. Barrett, M. Bukhari, A.J. Silman, D.P. Symmons, et al.
Reduced disability at five years with early treatment of inflammatory polyarthritis: Results from a large observational cohort, using propensity models to adjust for disease severity.
[8]
D. Wendling, P. Claudepierre, C. Prati.
Early diagnosis and management are crucial in spondyloarthritis.
Joint Bone Spine, 80 (2013), pp. 582-585
[9]
D. Aletaha, T. Neogi, A.J. Silman, J. Funovits, D.T. Felson, C.O. 3rd Bingham, et al.
2010 rheumatoid arthritis classification criteria: An American College of Rheumatology/European League Against Rheumatism collaborative initiative.
Ann Rheum Dis, 69 (2010), pp. 1580-1588
[10]
M. Rudwaleit, R. Landewé, D. van der Heijde, J. Listing, J. Brandt, J. Braun, et al.
The development of assessment of spondyloarthritis international society classification criteria for axial spondyloarthritis (part I): Classification of paper patients by expert opinion including uncertainty appraisal.
Ann Rheum Dis, 68 (2009), pp. 770-776
Copyright © 2014. Elsevier España, S.L.U.. Todos los derechos reservados
Idiomas
Reumatología Clínica

Suscríbase a la newsletter

Opciones de artículo
Herramientas
es en

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

es en
Política de cookies Cookies policy
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. To improve our services and products, we use "cookies" (own or third parties authorized) to show advertising related to client preferences through the analyses of navigation customer behavior. Continuing navigation will be considered as acceptance of this use. You can change the settings or obtain more information by clicking here.